Hey Gorda…

Si, tu. La que pretende que no me ve cuando paso junto a ti cuando corremos. La que ni trae ropa deportiva, respirando duro. Eres lenta, respiras mal, y tu esfuerzo para moverte te hace sumir.

Te escondes en el carril mas lejano, haces circulos mas grandes en la pista solo para no estar en el. Sudas tanto que tu cabello esta todo mojado. Rara vez estas mas de 20 minutos, y te ves exhausta cuando te vas. Nunca hablas con nadie. Tengo algo que decirte.

Eres increible. Si me vieras a los ojos tan solo un instante, te darias cuenta del respeto y admiracion que te tengo. La aventura que embarcas es tremenda, te llevara a una mejor salud y una libertad que no conoces. Lo beneficios de correr van a exceder el enorme esfuerzo que te toma para venir aqui, enfrentando tus miedos y poniendote en movimiento, enfrente de otros.

Ya empezaste tu transformacion. No aceptas tu estado fisico de entumecimiento y pasividad. Haz tomado una decision dificil, pero una que trae consigo mucha promesa. Cada respiro dificil es un poco mas facil que la anterior, y cada paso tantito mas ligero. Cada impulso deja la persona que fuiste en tu rastro, creando espacio para una mejor version de ti, una que es mas fuerte, mas sana, y que sabra que todo es posible.

Eres una heroina para mi. Y si te quitaras tus audifonos y levantaras la cabeza por un segundo, te darias que los otros corredores, los que te hacen sentir tan incomoda, miran con asombro tu determinacion. Ellos, mejor que nadie, saben de donde vienes. Han escuchado las resoluciones de muchos otros, quienes dicen que empezaran a correr “la proxima semana”. Pero eres TU quien corre junto a ellos, y saca esa fuerza de muy dentro para venir aqui, y regresar una y otra vez.

Eres una corredora, nadie te puede decir nada al contrario. Eres implacable, moviendote hacia adelante. Eres mas fuerte de lo que piensas y estas apunto de asombrarte por lo que puedes hacer. Un dia, muy pronto, tal vez mañana, vas a darte cuenta de lo que puedes lograr y abrir nuevos horizontes. Eres una inspiracion. Nos vemos cuando decidas levantar la cabeza.

 

Un comentario en “Hey Gorda…

  1. Anónimo

    Increíble como podemos los humanos imaginar escenas cuando vemos una persona gorda, quizá igual sin dinero para comprar ropa deportiva, con la pena de todos sus kilos cargando y con la vergüenza de los mismo, pero con la determinación de arrancarlos con el mismo coraje que los provoco, ante la presencia de la critica estúpida de algunos de nosotros.

    Ella, con cuantos años? 20,30,40 no sé, por que los kilos de más, si por enfermedad, por estrés, problemas de tiroides, depresión, desilusión, por un gran encono que no puede con él.

    Sabes como quisiera verla y preguntarle, saber que le pasa; la mirada de admiración y respeto que en ti me provoca, me causa una gran curiosidad.

    Si dejáramos de ser tan acartonados, tan serios, tan indiferentes a lo que los demás sienten o reflejan este mundo fuera muy feliz.

    Pero vamos a ponerle una historia a la niña “corredora”

    Vamos a suponer que esta gorda por desilusión de un niño que no la quiso, que la abandono y que causa de eso empezó a subir de peso, que por supuesto si se hubiera encontrado un hombre con la mitad de lo que tu comentas arriba, su historia sería otra.

    Esta bendita manía de los humanos de perder el tiempo y no amar cuando tenemos a la persona indicada frente a nosotros, (pero ya me salí del tema).

    Pensemos que efectivamente alguien la motiva tanto como tus pensamientos, que ella pronto estará saludable, de cuerpo y mente, y que pronto se amara tanto a sí misma que, cuando escuche la canción de “procuro olvidarte” de Hernaldo Zuñiga, sonría y solo sea un recuerdo que la empoderó y que se valoró mucho, pero mucho más.

    La letra dice mas o menos así

    Procuro Olvidarte
    Siguiendo la ruta de un pájaro herido
    Procuro Alejarme
    De aquellos lugares donde nos quisimos
    Me enredo en amores, sin ganas ni fuerzas por ver si te olvido
    Y llega la noche y de nuevo comprendo que te necesito

    Procuro Olvidarte
    Haciendo en el día mil cosas distintas
    Procuro Olvidarte
    Pisando y Contando las hojas caídas
    Procuro Cansarme
    Llegar a la noche apenas sin vida
    y al ver nuestra casa tan sola y callada no se lo que haría…

    La haz escuchado?

    Perdooooooon, es un comentario el que solicitas que ponga verdad? yo escribo cartas, si gustas no lo vuelvo a hacer.

    Siempre me gustan los finales felices, a un que en la vida real no existan.

    Y si, la soledad y el no sentirnos correspondidas hacen que se comentan tonterías de las cuales nos arrepentimos, y ojala fueran solo kilos los que hay que quitar del camino.

    SALUDOS AL.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s